Support & Downloads

Quisque actraqum nunc no dolor sit ametaugue dolor. Lorem ipsum dolor sit amet, consyect etur adipiscing elit.

s f

Contact Info
198 West 21th Street, Suite 721
New York, NY 10010
youremail@yourdomain.com
+88 (0) 101 0000 000
Follow Us
Desarrolla tu carrera profesional en Reino Unido

Desarrolla tu carrera profesional en Reino Unido

El mundo es enorme y hay muchos destinos interesantes que explorar pero claramente Reino Unido suele estar arriba de la lista de los españoles, ya que muchos deciden emigrar aquí por cercanía y para dominar el idioma.

¿Quieres desarrollar tu carrera en Reino Unido? 

Si es así debes diseñar un plan a largo plazo con visión estratégica. La formación, sobre todo en idiomas, y el autoanálisis son fundamentales.

Nieves Rodríguez, Coach de Orientación Laboral lo sabe bien. Esta líder de empresas multinacionales y fundadora de la empresa FastracktToRefocus, dejó un trabajo de 25 años para empezar de cero con su familia en Londres con el objetivo de ampliar su formación y apoyar a los españoles viviendo en Reino Unido.

Bien estés terminando tus estudios o tengas años de experiencia trabajando en Reino Unido, la clave del éxito es tener un objetivo profesional claro.

Esto es importante en cualquier situación, pero adquiere mayor importancia cuando trabajas en el extranjero, porque tienes que superar ciertos obstáculos que los locales no tendrán, y para eso debes tener la confianza de transmitir tu plan a largo plazo basado en un análisis interno.

Este es el primer paso antes de cualquier búsqueda de empleo.

Este mes te comparto las claves para diseñar un objetivo profesional sólido, que es donde comienza cualquier plan de carrera profesional: con una fase de autoanálisis. Es importante tener clara cuál es tu formación, tus competencias, tus logros, tus objetivos de carrera y analizar cómo puedes explotarlo en Reino Unido.

¿Por qué hemos de tener claro el objetivo laboral? Parece que esta pregunta tiene una respuesta bien evidente, pero ante la crisis, son muchas las personas que dicen que quieren trabajar de cualquier cosa. Se puede entender, pero no es viable, pues nadie, en un momento determinado puede trabajar de cualquier cosa. Además, el mercado laboral no busca perfiles no definidos o ajenos a los requisitos de la oferta. Si buscas gustar a todas las empresas terminarás no atrayendo a ninguna.

Se trata de realizar una planificación mental de donde quieres estar a largo plazo. Es un ejercicio de prospectiva, se trata de tener una visión global y de futuro, que normalmente poca gente hace y por eso hay tanta frustración en la búsqueda de empleo.

Definir claramente nuestro/s objetivo/s laboral/es prioritario para encarar una búsqueda de empleo con éxito ya que es el primer paso antes de empezar con tu plan de marketing y adaptar tu CV a ese objetivo profesional y a los requerimientos en Reino Unido.

El primer paso para definir claramente nuestro objetivo laboral es conocer las variables que te definen. Podemos concretar de uno a 3 objetivos laborales, pero no aconsejo más pues dificulta nuestra búsqueda de empleo, como te explicaré a continuación.

El objetivo se determina a partir de las siguientes variables, unas internas y otras externas:

INTERNAS:

  • Nuestra experiencia.
  • La formación que tengamos.
  • Nuestros conocimientos, competencias e intereses y motivaciones.
  • La personalidad.
  • Valoración interna sobre nuestras posibilidades.
  • Las expectativas salariales y las condiciones del puesto de trabajo que deseamos.

EXTERNAS:

  • Condiciones y requisitos de las ofertas de la profesión objetivo. Objetivo laboral.
  • Situación del mercado laboral.
  • Relación de la oferta y demanda.
  • Situación del sector profesional.
  • Cambios tecnológicos en la profesión.
  • De la interrelación de estos factores, surge la proclamación de uno o más objetivos laborales. 

 Tras esta evaluación, deberías terminar con algo así:

  • Objetivo profesional A: Experiencia, formación y logros clave que apoyan ese objetivo profesional.
  • Objetivo profesional B: Experiencia, formación y logros clave que apoyan ese objetivo profesional.

¿Cuándo nos equivocamos a la hora de definir el objetivo laboral? Cuando no analizamos bien las variables internas y las externas, es decir, cuando no las interrelacionamos para ver si nuestro objetivo es real. Ejemplos:

  • Querer trabajar de cualquier cosa… Esto es imposible por motivos evidentes, pero además dificulta mucho la búsqueda de trabajo. Luego lo veremos.
  • Querer trabajar en una profesión que requiere un nivel de idiomas que no se tiene.
  • Querer trabajar en una profesión que, por el motivo que sea, no hay casi oferta y sí mucha competencia.

Por supuesto que puedes hacerlo. Muchos de mis clientes, y yo misma lo hice, se plantean cambiar de sector en Reino Unido. En ese caso es importante ser consciente que la búsqueda va a ser más difícil y que quizá te tienes que plantear dar un paso atrás, o un paso lateral, para poder dar un paso adelante dentro de unos meses.

Lo importante es que tengas claro el destino en tu GPS para así trazar un plan, bien de trabajo de menos categoría hasta que adquieras experiencia, aprendas el idioma o cualquier nueva habilidad necesaria para tu objetivo profesional.

Por tanto, el análisis de las variables internas y externas es un requisito para plantearse una formación adecuada.

Este ejercicio puede parecer sencillo, pero muchos de mis clientes que han terminado sus estudios o han trabajado en una profesión durante muchos años cuando se han quedado en paro, empiezan sin actualizar sus conocimientos o tener un objetivo profesional claro, lo cual les causa mucha frustración.

El cambio en la efectividad buscando trabajo es de 180 grados cuando se tiene claro el objetivo profesional.

¿Por qué no sirve la idea “quiero trabajar de lo que sea”?
Aunque pueda entender el motivo de esa expresión, tiene connotaciones negativas y puede afectar a la búsqueda de trabajo.

Connotaciones negativas porque, aunque lo que queramos demostrar sea que lo que queremos es trabajar, podemos dar a entender además:

  • Que no conocemos nuestras competencias ni sabemos dónde podemos aplicarlas mejor.
  • Desconocemos los requisitos y conocimientos para cada profesión.
  • No podemos ofrecer o vender otras competencias que puede que sean más interesantes para este puesto de trabajo.

Por lo que si no estás seguro o segura de ti mismo, ¿cómo vas a convencer al entrevistador? ¿cómo vas a adaptar tu CV para que atraiga para un trabajo que ni tu mismo/a sabes definir? ¿En qué canales de búsqueda vas a empezar a buscar empleo?

El objetivo profesional permite establecer una estrategia concreta de búsqueda de trabajo, ser más efectivo/a y por lo tanto tener más entrevistas de calidad que te ayudarán a conseguir trabajo en menos tiempo.

 Si sabemos nuestro objetivo laboral obtienes 3 beneficios:

1. Concretamos el CV según el objetivo. De hecho, si tenemos dos objetivos, diferenciamos los currículums. No solamente debes siempre adaptar tu currículum a cada vacante, sino que dependiendo de tu objetivo profesional y si quieres cambiar de sector u otras condiciones, hay diferentes tipos de currículos que deberías utilizar. Y la mayoría de la gente utiliza el currículo cronológico y eso a veces es un error.

2. Elegimos canales de búsqueda de empleo en función del objetivo. Según mi objetivo, habrá portales especializados con ofertas que me interesen, o habrá algún canal que funciones mejor que otro (Linkedin, Facebook, Infojobs, Ett’s, consultorías). Por ejemplo, si me interesa trabajar de ingeniero, puede que elija Infojobs, Linkedin, Indeed y alguna consultoría o portal tipo Solidengineering. Si mi trabajo es en la hostelería, iré a Infojobs, Hosteleo, Afuegolento, Ett’s, Indeed…

3. La redacción de la carta de presentación es diferente.

Cómo te prepararas para la entrevista también será totalmente diferente dependiendo de tu objetivo profesional y de la autoevaluación que has realizado. 

Como recomendación final, es importante decir que bajo ningún concepto debemos organizar nuestro CV a partir de una plantilla, sino que hay que adaptarlo al modelo estándar del país al que deseemos ofertarnos. Un error muy común es traducir el que tenemos en español directamente, cuando en realidad la mejor opción es redactarlo de cero en el idioma del país de destino y adaptarlo a la cultura de Reino Unido.

De eso y de muchas cosas más hablaremos en los siguientes blogs!

Si estás en proceso de búsqueda de trabajo, te puede interesar asistir a mi Masterclass el 13 de enero: https://www.eventbrite.co.uk/e/135685375611

Artículo patrocinado por FastrackToRefocus Coaching, coaching personal y de negocios, y formaciones de desarrollo personal.
Entra en la App para más información.